26 oct. 2009

Una "escapadita"

El día de hoy empezó muy bien en mi lugar de trabajo, demasiado bien diría, poca gente, tranquilidad, mi música en los parlantes, todo muy lindo para ser un Lunes, pero obviamente si estoy contando esto es porque seguramente cambió para mal, las cosas buenas no las cuento se sabe. Como dije, todo venía bárbaro, me había puesto a trabajar como siempre, venía todo según lo planeado hasta que...

"This Wasn't Planned"

Comienza charla en el MSN y ésta comienza con... nah, mejor la hago corta, el cadete se va al mediodía o por ahí y había que buscar una boleta de honorarios de una abogada que atendía en una agencia de la AFIP de 14:00 a 16:00, me preguntaron si podía hacerme "una escapadita" a la mencionada agencia ya que los honorarios son por la participación de esta abogada en un mandamiento de embargo que tuvo uno de los clientes del Estudio (uno medianamente importante) y el levantamiento del embargo tiene fecha límite este miércoles. "Por qué tanto apuro?" se debe preguntar el eventual lector, la respuesta es porque la abogada sólo atiende Lunes y Miércoles en ese horario y ya se sabía que los pagos que debía realizar el cliente por el embargo ya se iban a hacer este mismo día, con lo cual, sólo faltaba la boleta de honorarios para realizar el levantamiento y finalizar el trámite. "No hay problema" dije, pensando que serían unos minutos, terminé de almorzar y me presté a ir a la agencia (no digo el número de agencia como para no deschavar a nadie).

Llego, subo al primer piso, doblo a la izquierda, entro por la puerta, veo a la abogada, eran tipo 14:05 cuando entro y veo a mucha gente, demasiada para mi gusto y para seis boxes de atención al público y tan pequeña habitación, que se extendía a una especie de largo y ancho lugar de trabajo lleno de computadoras pero que como todos sabemos, al ser la AFIP de la que hablamos, dicho espacio está vacío de personal. Curioso fue ver que había un televisor con DVD (!) pero que se encontraba apagado.

Pongo la vista en una chica muy bonita que se encontraba detrás del "lado izquierdo" de la entrada, donde estaban tres boxes (los otros tres, del "lado derecho" y después la mencionada extensión) y tres escritorios detrás con sus respectivos computadores (?), la chica me ve, con mi prestancia, mi corbata de tres colores (?), mi camisa celeste, mi saco y pantalón negros que... qué mierda estoy describiendo? En fin, me pregunta si estoy para la doctora "C" y le digo que sí, que venía a buscar la boleta de honorarios y eso... me pregunta si traía los papeles, "qué papeles?" respondí algo incrédulo ya que con solo el mandamiento era suficiente, me dijo nuevamente, quizás sin notar que yo había hablado (?) que tenía que traer los papeles... (?) le digo que el pago ya estaba hecho y que sólo necesitaba la boleta de honorarios, en eso me dice "eh... quizás tenés que hablar con ella... ehh... cómo se llama el contribuyente?", le digo el nombre, me repregunta "cómo?" en eso se va (?), va al primer box y le habla a una señora rubia de pelo corto y anteojos, que me mira y la escucho decir "no, no se quién es..." (?). Ya en ese punto me di cuenta que la cosa se iba a complicar un poco, por lo que me dicen, ya esperando la sugerencia, que iba a tener que esperar y sacar un número...

"And The Show Begins"

Hace algunos días, en el Estudio se hablaba de un viejito que no hacía nada en la agencia en la que me encontraba, que solamente se sentaba y abría y cerraba los cajones (?), que conjeturando, pensamos que probablemente el señor está cerca de jubilarse y por eso no lo echan o quizás ya está jubilado y sigue por los años que ha estado ahí, pero en definitiva eso, no hace absolutamente nada, de cualquier manera, sus compañeros veinteañeros (?) que acompañan al descripto sexagenario no están tan alejados de ese nivel de productividad.

Como había mucha gente y cada vez entraba más, el viejito me miró y me dijo "tiene número?" le digo que no y contento (?) me da un número para que espere mi turno. El número era el 78 y escuchando los murmullos me entero que iban por el 63, como se deben imaginar, no había nada que indicara el número por el que iban, pero es un detalle menor teniendo en cuenta lo que viene. Me quedé parado ahí, les puedo asegurar que el viejito me preguntó si tenía número unas seis veces más jajajaja.

Un señor se me acerca y me dice que estaban todos para las abogadas, sí, eran dos, las dos de los boxes "izquierdos", en el restante box había una suerte de ayudante, que visto y considerando su ayuda, era mejor tener un enemigo ahí, descuajeringó la impresora de una de las abogadas, no traía los expedientes que las abogadas les pedían, there you go. La cuestión es que el señor hablaba con todo el mundo, algo indignado pero con cierto sentido del humor ya que eran como las 14:45 y él había llegado a las 13:30, el tema es que tenía como arranques, no se cómo explicarlo, tenía una pastillita de éxtasis o algo así porque estaba tranquilo pero tenía arranques jajaja, no se cómo decirlo bien, pero fue el personaje de la jornada por la primer hora y media. Ahí está uno de los puntos, antes decía que había llegado a las 14:05, al rato me di cuenta que la cosa no avanzaba rápido y empecé a hacer unos llamados para ver cómo podía proceder en caso de tener que comprar una carpa o algo así (?), en eso me confirmaron el pago de la deuda con sus intereses y que lo mejor era tener la boleta ya que era necesaria para no tener problemas luego, una vez confirmado esto sabía que me tenía que quedar a esperar.

"And The Show Really Begins"

Pasaba el tiempo y otras personas llegaron, puedo asegurar que CADA UNA de ellas era un personaje distinto de Monty Python o algo así, uno tiraba chistes irónicos (en la charla uno dice "pero acá, en esta agencia se trabaja bien" y este señor respondió en voz alta "lo que deben ser las otras" con la mirada de todos los empleados apuntándole y la gente ríendose), uno puteaba, uno se dormía, otro se reía de todo, otra señora se acomodaba el pelo, a una se le caía la montaña de papeles que quería agarrar con una mano a cada rato, unos cuantos se juntaron y empezaron a hablar de lo mucho que tardaba la abogada que tenía que atender a casi todos nosotros, ya que la otra iba relativamente bien con la velocidad hasta que llegó uno en particular, empezaron a discutir y la discusión tomaba calor, cada vez más hasta que estalló todo, gritos, alaridos:

Abogada: pero ud no me entiende!!!
Señor: no!! usted no me entiende... mire...
A: entiendo!! entiendo!! pero no es así
S: yo también lo entiendo!!
A: no no, así no sigo, señor váyase! no puedo seguir atendiéndolo así!
S: quiero que entienda que hablo del anticipo uno y es lo mismo que me embargó su compañera!
A: NO!! QUE NO ES LO MISMO!! VAYASE!!!
S: NO!! YO NO ME VOY DE ACA SIN QUE ME ENTIENDAN!! (?)

y así hasta que se metió la abogada que nos tenía que atender a nosotros!!!

Abogada de nosotros (?) (AN): Pero Ana (o algo así, no le escuché el nombre, pero lo dijo), no puede ser, yo tengo un solo expediente.
A: Pero no Noemí!!! TE DIGO QUE SON DOS DIFERENTES, YO LO TENGO ACÁ!
AN: NO, NO PUEDE SER!!! TE DIGO QUE NO!!
A: PERO SÍ!!
AN: NO!! ESTÁ POR ACÁ!! Buscame el expediente... *a la ayudante*

A esto todos mirando totalmente mudos porque en cualquier momento se venían las puteadas, los tres sacadísimos al borde del modo Maradona hasta que la abogada se va, se mete en una habitación puteando y a los dos minutos vuelve y le dice al tipo que se vaya, el tipo no se quería ir y la abogada le dice que lo iba a atender el jefe del sector.

Pasado el show nuevamente a esperar, en el medio lo que decía antes, gente que eran todos personajes, charlas, chistes, conversaciones, increíblemente pasaron unas tres personas y quedaban como diez números aun para que llegue mi turno. A eso de las 16:45 llamo al Estudio para decir que si a las 17:30 no tenía novedades me iba y volvía el miércoles temprano con la viandita, la netbook y una heladerita (?), a los dos minutos (?) uno de los veinteañeros que estaba atrás sale y dice que tiene que devolver el sello (?) y que podían darle los "papeles" a él para que los selle, los deje con la abogada y que ella los analizaría luego, todo esto para que vuelvan el miércoles a buscarlos, ya de por sí no me convenía pero lo confirmé totalmente cuando el bepi (?) tiró que tenían que hacer una Multinota mencionando lo que pagaban para dejársela a él que las sellaba, por esto, mandó a una cantidad de gente a un piso más abajo a buscar el formulario de la Multinota, los hizo escribir la misma a manopla (?) y dejárselas, en ese momento descubrí que eran los "papeles", era la mugrosa Multinota que no servía para nada, ya que si el Sistema de Cuentas Tributarias te dice que está paga la deuda la Multinota te la metés en el culo, la hiciste al pedo. De cualquier forma, me sirvió ya que despachó a varias personas con eso, el tema va a ser el miércoles cuando se lo quieran comer vivo al boludo ese por hacerles hacer de nuevo el trámite que habían venido a hacer en un primer momento. Sólo una señora se dio cuenta de esto previo paseo por toda la agencia, ya que quería ver un simple dato pero la bicicletearon y la hicieron realizar un turismo aventura que culminó con la señora totalmente sacada después que uno de los más pelotudos empleados públicos que haya visto le dijera "pero señora, es así", la señora se despachó con un Violencístico Rivas "CÓMO ASÍ??? ASÍ? ASÍ NO PUEDE SER!! YO DE ACA NO ME VOY SIN VER EL EXPEDIENTE!! QUIERO VER LA FECHA!! NO ME BICICLETEEN MAS!!", me tuve que esconder de la risa que me provocó el hecho de que se iban todos los que "laburaban" ahí viendo cómo la señora le gritaba a empleado público que se le cruzara en el camino.

"The Curtain Comes Down... Wait!! It's Not Over Yet"

Viendo que se había ido mucha gente y quedaban pocos, ví que algunos pasaron rápido y decidí quedarme, me di, a eso de las 17:15, que faltaba poco para mi turno, por eso ni lerdo ni perezoso (?) me adelanté y me senté delante del box de la abogada para que me viera y me atendiera rápido, me atiende la ayudante (mientras la abogada atendía DE NUEVO al tipo sacado de antes) y me dice:

Ay: Hola, sí decime.
C: Vengo a buscar la boleta de honorarios, el pago de la deuda ya está hecho, necesitaría la boleta para pagarla mañana y el miércoles levantar el embargo que es la fecha límite.
Ay: Los papeles...
C: No tengo Multinota, no hace falta la misma ni los comprobantes de pago, si en el Sistema se lo dicen...
Ay: ehh... a ver... esperame...

Se ve que fue a buscar el expediente del cliente, deja el expediente sobre el teclado y me dice:

Ay: mirá, sin los papeles... pero cómo pagaste?
C: Por interbanking pagaron como hace tres horas
Ay: ahh pero interbanking tarda como... *interrumpo algo sacado por lo cansino de la ayudante, después se quejan de Riquelme (?), ustedes no vieron eso*
C: No no, con sólo ver el Sistema de Cuentas Tributarias es suficiente, no esperé tres horas y pico para que me dijeran que no pueden meter un CUIT y una clave fiscal.
Ay: ehh... *interrumpe la abogada*
AN: Dame un segundo que me fijo.

La abogada finalmente se da cuenta que existo y se fija, con éxito para mi ya que el sistema registraba el pago del embargo. Me mira y me dice:

AN: Ya te preparo la boleta.
C: Hola, buenas tardes.
AN: jaja... sí, perdón, buenas tardes.

Termina de imprimir la boleta de honorarios de algo así como $350, me la da, doy las buenas tardes y me tomo un taxi para volver al Estudio. Diez minutos esto, tres horas y media para diez minutos.

"The Curtain Comes Down"

Llego al Estudio y estaba más tranquilo que nunca, posta, más tranquilo que nunca, me tomé un largo vaso con agua, relataba la mayor parte de este relato a mis dos compañeras de trabajo que habían nomás y mientras sonaban Los Beatles de fondo vagueé hasta las 18:00 para volverme a casa... todo esto con una escapadita.

3 comentarios:

Andita dijo...

Jajaja, debe ser divertido trabajar ahí.

"Nah, mejor la hago corta", cómo será la extended version :P

Besos!

Conta Dora dijo...

Eso es en tooooodos lados!! Hace unos meses, fuimos con un amigo, nos tocó el número 69... y como siempre, no se ponían de acuerdo por la recepción de la papelería: el de mesa de entrada nos mandaba al box 4 y la gorda del box 4 nos mandaba a mesa de entrada... Que ganas de cortarles la garganta con una multinota!!!!

Besos!

SirThomas dijo...

Bien contada la divertida (para nosotros) anécdota, aunque vos también lo tomaste con mucho humor, y templanza, sobre todo :P

Saludos Cesc.